Revolución en el Vaticano

Los dis­cí­pu­los de Je­sús fueron to­dos va­ro­nes y el sa­cer­do­cio ca­tó­li­co evo­lu­cio­nó a par­tir de los do­ce apóstoles, los dis­cí­pu­los ori­gi­na­les.

En nuestra iglesia no tenemos “sacerdotisas”, ni obispas, como los protestantes. Que ha­ya la­va­do el Papa los pies de mu­je­res el jueves santo, es muy sig­ni­fi­ca­ti­vo por­que en al­gu­nas dió­ce­sis se ha­ in­clu­so pro­hi­bi­do la in­clu­sión de mu­je­res en es­ta par­te de la mi­sa de conmemoración de la ultima cena y lavatorio de pies, a ejemplo de lo que Jesús mismo hizo, pero,  que pensar del hecho de que varios de los “escogidos” no eran católicos? más aún si una de las mujeres es musulmán?

En el vaticano las lecturas de las misas e incluso el evangelio ya no las hacen sacerdotes sino diáconos -es decir que pueden ser personas casadas, etc-  lo mismo sucede en el vaticano con la administración de la eucaristía, que es administrada por diáconos, habiendo obispos, sacerdotes y religiosas presentes.

Una de las primeras cosas que Francisco hizo como papa fue escribir una carta a los diáconos argentinos “Que la existencia sacerdotal de ustedes sea servicio: servicio a Jesucristo, servicio a la Iglesia, servicio a los hermanos especialmente a los más pobres y necesitados. No sean ‘diáconos de alquiler’ ni funcionarios. La Iglesia no es una ONG. Que en el servicio les vaya la vida”.

El predicador de la homilía vaticana el viernes santo de 2013, dijo que “todos han pecado y estan privados de la gloria de Dios, pero son justificados gratuitamente por su gracia”  Luego dijo que esto dice en Romanos 3… -que es en lo que lutero basa su herejía, al añadirle a la biblia, que la salvación se da SOLO por la fe- también hablo de modernismo y existencialismo, incluso leyó un cuento de kafka y de los muros que separan las iglesias católicas de las protestantes y de las ceremonias que ahora son escombros,  pero no de confesión ..el padre Raniero Cantalamessa es famoso por ponerse de rodillas para que protestantes, hombres y mujeres le bendigan e impongan manos, es un hombre que afirma que “el paraíso prometido es la paz de conciencia”.

¿Qué le aprovecha, hermanos míos, a uno decir: Yo tengo fe, si no tiene obras? ¿Podrá salvarle la fe? Si el hermano o la hermana están desnudos y carecen de alimento cotidiano,y alguno de vosotros les dijere: Id en paz, que podáis calentaros y hartaros, pero no les diereis con qué satisfacer la necesidad de su cuerpo, ¿qué provecho les vendría?Así también la fe, si no tiene obras, es de suyo muerta” Santiago 2:14-17

Acerca de Bottega Divina

Bottega Divina difusión del arte y el legado histórico del Catolicismo. Herencia y patrimonio de la Humanidad, camino de salvación. La verdad os hará Libres
Esta entrada fue publicada en Arte Sacro. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *