Todo conocimiento acarrea una responsabilidad.

El gran escándalo con los clérigos que se casan o tienen relaciones sexuales ilícitas, dimana de su posición como pastores. Esta autoridad, conocimiento y experiencia, es a veces un imán para las mujeres, que ven una figura de autoridad seductora, a la cual se quieren entregar y muchas veces de una forma no solo espiritual, cosa que para los predicadores o pastores protestantes es, tristemente, muy común, al extremo que se habla de la promiscuidad en algunas congregaciones protestantes (“no se puede prohibir a una persona a casarse con varias mujeres, ya que no está en contradicción con la Escritura, Si un hombre quiere casarse con más de una esposa puede hacerlo, de acuerdo con la Palabra de Dios. En tal caso la autoridad civil no tiene nada que ver en el asunto” Martín Lutero) y del movimiento de personas entre los diferentes “cultos”, esto se debe a los problemas que esta promiscuidad acarrea, de modo que se tienen que estar cambiando de sede o de pastor. Philipp Melanchthon aconsejó que Enrique VIII, con el fin de reemplazar a su esposa estéril, que podía mirar a la poligamia como una alternativa adecuada y los mormones siguen practicando la poligamia.

Incluso para los sacerdotes, esto representa una gran presión, la diferencia es, que el sacerdote, a pesar de ser humano y pecador como todos, ha hecho unos votos y ha aceptado un estilo de vida, esta investido por un sacramento que Dios le ha dado y ha habido muchos sacerdotes santos, sin embargo hay que orar por ellos.

El punto es que personas preparadas en el plano espiritual tienen un gran ascendiente sobre las personas del sexo opuesto y que no todas son de fiar.

Citemos el escándalo que se dio cuando se supo que el “guru” Sai Baba, violaba a sus seguidores o cuando un pastor pide a su congregación delinquir o suicidarse y la congregación obedece.

El demonio siempre engaña, los vicios, las infestaciones y la mayoría de quienes están bajo el influjo del maligno,-cada pecado es un ser vivo que ha actuado en nosotros y mientras mas se peca mas autoridad toma sobre el pecador-, no presentan señales externas a menos que se les exorcise.

Es sabido que mas del 75% de los pastores protestantes en USA son adictos a la Pornografia. Como personas así pueden dirigir congregaciones?

Lo grave es que también hay muchos aprovechados, desadaptados,  que tienen alguna preparación religiosa o han pasado por el seminario y no han servido, o por una escuela de teología, o por una iniciación en alguna secta y han sido apartados, que encuentran en su preparación una herramienta de seducción, que destruye mas almas que una bomba, porque justamente atacan a quien anda en una búsqueda espiritual, o, esta en un momento de debilidad o duda.
El individuo burlado en este estado “ve” la acción del demonio en su experiencia,  pierde la fe en todo, pudiendo llegar a la depresión y el suicidio, este es un pecado contra el espíritu santo, porque es disfrazarse de santidad para pecar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *